masculina,  suelo

GQMG: Artem Dolgopyat (Israel)

Hoy, en gimnastas que me gustan, bocadillo de palabras con Artem Dolgopyat, como ya adelantamos el pasado lunes.

¿Quién es? Un gimnasta israelí especializado en suelo. Aunque compite con Israel, nació en Ucrania, más concretamente en la ciudad de Dnipro, un 16 de junio de 1997 (así que dentro de 2 semanas cumplirá 22 años).
Se mudó con su familia a Tel Aviv en 2009, con 12 años.
Habla ruso, hebreo e inglés.
Según cuenta, su padre practicaba gimnasia y por eso quiso probar. Al llegar a Israel no hablaba hebreo, por lo que en el gimnasio tenía siempre que buscar a alguien que le tradujera del hebreo al ruso. Poco a poco, fue entendiendo el idioma y comenzó a hablarlo allí en el gimnasio, no en clase.
Su entrenador es Sergei Vaisburg.
Llevamos viendo a Dolgopyat desde bien joven, pues ya participóen el europeo de 2015 de Montpellier con 18 añitos. Ya en el europeo de 2017 en Cluj fue cuarto  en suelo y en el de 2018 en Glasgow  y 2019 en Szczecin ganó la plata. En el mundial de Montreal (el innombrable), se llevó también la plata en suelo, mientras que en el del año pasado en Doha fue quinto. Donde más podemos verlo internacionalmente es en los circuitos de copa del mundo, en los que ha ganado numerosas medallas.
¿Dónde seguirlo? Instagram, Facebook.
¿Por qué me gusta? Es la evolución lo que ha hecho que, poco a poco, competición tras competición, Dolgopyat se haya ganado mi corazón. Y ha sido hace relativamente poco, no os vayáis a creer, que a principios de este año lo comparaba con Moldauer y, aunque ya reconocía que me gustaba, acababa quedándome con Yul primero por su ejecución.
Pero mira, chico, a esto se le llama calidad, y si hay que decirlo, pues se dice y no pasa nada:

¿Tiene algún elemento en el código? No.
Palmarés: 
fuente

fuente


¿Sabías que…?
Forma parte del ejército israelí, por lo que tiene que levantarse a las 6 dela mañana para combinar el servicio militar y el entrenamiento.

Es judío.
Su ídolo es su compañero de equipo Alexander Shatilov.
Al ser soldado, Artem no puede abandonar Israel sin un permiso del ejército. Esto supuso una preocupación de cara al mundial de Doha 2018, pues a un mes de la competición aún no lo había recibido debido a la falta de relación diplomática entre Israel y Qatar. Finalmente, pudo viajar y competir (y lo que sucedió a continuación te sorprenderá).
Aunque que los organizadores habían dicho que los gimnastas israelíes podrían competir sin problemas y que, en caso de subir al podio su bandera sería alzada  (esto realmente ocurrió así), igual os cuesta un poco encontrar su ejercicio de la final de suelo en Youtube debido a un gracioso boicot televisivo, aunque sí podéis encontrar los ejercicios de la jornada de clasificación.
Ha sido  elprimer gimnasta israelí en ganar una medalla de plata en un mundial (en suelo en Montreal 2017).
Entrevista:

Baby Dolgopyat::

Bibliografía: 

F. I. G. database
Gymnovosti, «Dolgopyat: When I qualified to the final at Worlds, I had to give it my all»

María Ruiz, 26 Filología clásica